UOH advierte riesgos de contaminación atmosférica y su influencia en enfermedades respiratorias

El SARS-CoV-2, agente causal del coronavirus COVID-19, desde que se inició en China ha tenido un comportamiento impredecible. Prueba de ello, es que se ha presentado en países en pleno verano y en climas tropicales como Brasil y Colombia. Por eso, en invierno cuando las temperaturas bajan y se generan una mayor cantidad de enfermedades respiratorias como el Virus Sincicial, la influenza y gripes, aumenta la incertidumbre de cómo se pueda comportar éste y los otros virus. Una de las acciones para calentar los hogares es encender las chimeneas y calefactores a leña, sin embargo, ¿Estamos conscientes de qué consecuencia podría generar aquello?

Aumento de contagios por SARS-CoV-2

Doctor Jorge Medina
Doctor Jorge Medina

El Doctor Jorge Medina, jefe de Ingeniería Ambiental y Académico del Instituto de Ciencias Agroalimentarias, Animales y Ambientales de la Universidad de O’Higgins (UOH), manifiesta que podría existir una relación entre los niveles de contaminación ambiental y un mayor riesgo de contraer COVID-19. “Estudios internacionales y nacionales (en etapas preliminares) sostienen que la calidad del aire y la contaminación atmosférica; asociada a altas concentraciones de Material Particulado (MP 2,5, MP10) y otros contaminantes como Dióxido de nitrógeno (NO2), resultantes de la actividad industrial y/o quema de leña, más la cronicidad de esta exposición, podrían influir en el aumento de contagios por el SARS-CoV-2”.

Ciudades de Chile más contaminadas del continente

“En Chile, hay un importante número de ciudades que figuran en el Informe Mundial de Calidad del Aire como las más contaminadas del continente. Por lo tanto, desarrollar estrategias y planes de descontaminación atmosférica, principalmente por MP 2,5, con medidas restrictivas en el uso de la leña, paralización de fuentes fijas y parámetros de emisión de gases, es la solución en mediano y largo plazo, donde, para el cumplimiento de las normas, la fiscalización efectiva entre otros aspectos es esencial, y en consecuencia, los profesionales del ambiente tendrán un rol significativo”, complementó el Doctor en Ciencias de Recursos Naturales.

8 millones de muertes por contaminación atmosférica

Según la Organización Mundial de la Salud, la mortalidad por contaminación atmosférica superó los 8 millones de personas. El Académico UOH asegura que el material particulado es uno de los indicadores más importantes y el principal contaminante de las regiones del sur del país, desde O’Higgins hasta Aysén, donde la combustión por biomasa representa más del 90% del inventario de emisiones por MP 2,5 y 10.

MP 2,5 el más preocupante

Por otro lado, Giovanna Amaya, Académica de la Escuela de Agronomía y Veterinaria de la UOH y exseremi de Medio Ambiente señala: “El MP es precursor de enfermedades respiratorias, siendo el material particulado fino (2,5) el más preocupante, ya que estas partículas recorren las vías respiratorias hasta los pulmones, produciendo irritaciones y una mayor probabilidad de sufrir enfermedades respiratorias y cardiovasculares cuando se está expuesto a ellos. Por lo tanto, todos los inviernos nos enfrentamos al aumento de atenciones en urgencias por Influenza, Sincicial, Bronquitis, Neumonías y ahora el COVID-19, donde la población de riesgo son los niños(as) menores de 8 años y adultos mayores».

Acciones descontaminantes en la Región de O’Higgins

Con el fin de enfrentar la contaminación ambiental y establecer medidas para transitar hacia una energía limpia y hogares sustentables se constituyó en junio la Mesa Regional COVID-19. Instancia integrada por el Ministerio de Medio Ambiente, el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, el Ministerio de Energía, la Intendencia, alcaldes, fuerzas armadas y tanto actores públicos como privados.

¿Qué dijo el seremi del Medio Ambiente?

Rodrigo Lagos, seremi del Medio Ambiente, expresa que existe un trabajo mancomunado entre ellos, quienes se preocupan de la calidad del aire en la Región de O’Higgins en medio de la pandemia por el SARS-CoV-2, un escenario distinto a los otros años.

“En la mesa se conversó sobre la calidad del aire, el COVID-19 y la posible complicación referente a los índices de contaminación. Dando como resultado de esa instancia la futura firma de un convenio entre el Ministerio el Medio Ambiente y el Minvu con el fin de que el programa ‘Recambio de calefactores’ implementado en la región por la Seremi del Medio Ambiente O’Higgins sea otorgado a personas beneficiadas con el Subsidio de Acondicionamiento Térmico del Minvu”, aclaró Rodrigo.

MP 2,5 disminuyó un 28%

Hasta la fecha no se han registrado episodios por material particulado respirable MP 10. En tanto, en igual período del año 2019 se había registrado un episodio de alerta por este contaminante. En el caso del material particulado fino MP 2,5 se ha producido una disminución del 28% en relación a los episodios de alertas y de 57% en los episodios de preemergencia por MP2.5 en relación al año 2019.