Personas sordas de San Fernando recibirán elementos de protección personal contra el COVID-19

La Oficina de Inclusión Social de la Municipalidad de San Fernando fue beneficiada con recursos del Fondo Nacional de Proyectos Inclusivos (Fonapi) del Senadis, que serán destinados a financiar el «Proyecto Autocuidado con énfasis en Discapacidad Sensorial», iniciativa que dotará a personas sorda de la capital de la Provincia de Colchagua de insumos de protección contra el COVID-19.

Mascarilla que permita leer los labios

Gracias a esta iniciativa que tendrá un financiamiento de $4.953.416, un importante grupo de personas pertenecientes a la Agrupación de Sordos y sus familiares, recibirán mascarillas protectoras que permiten leer los labios, disminuyendo el riesgo de aislamiento y la sensación de soledad.

¿Qué dijo el alcalde de San Fernando?

«Nuestro interés es que las personas sordas se sientan seguras e incluidas. Esta iniciativa nos permitirá entregar a las personas que tienen limitaciones auditivas mascarillas que incluyen un panel de plástico transparente en el lugar de la boca, elementos que para ellos resultan vitales para comunicarse en esta época de pandemia», señaló el alcalde de San Fernando Luis Berwart.

Aumento riesgos de contagio

El jefe comunal expuso que debido a la pandemia de COVID-19 «las personas en situación de discapacidad de origen auditivo tienen enormes dificultades para interactuar con otras, aumentando los riesgos de contagio si quienes quieren comunicarse con ellas se ven obligados a quitarse sus mascarillas».

Capacitación por medio de videos

Por su parte, la encargada de la Oficina de Inclusión Social del municipio, Roxana Ortega, informó que los beneficiarios directos recibirán además la capacitación por medio de cápsulas grabadas por profesionales y técnicos en el área de la salud primaria y psicosocial, en donde se les enseñará a utilizar de manera óptima el kit de insumos que recibirán.

La funcionaria puntualizó que «las cápsulas serán trabajadas de manera lúdica, breve y directa, beneficiando también a los cuidadores o familiares directos».