¿Cómo fortalecer nuestro sistema inmune en periodo de cuarentena?

Estas últimas semanas han sido muy difíciles para muchos chilenos, que han debido reorganizar sus vidas y principalmente su alimentación a consecuencia de esta pandemia de coronavirus COVID-19. No son pocos los que han visto que aquello de alimentación saludable no era un chiste y cada vez más son los que están optando por tener una alimentación sana y equilibrada.

Apoyando nuestro sistema inmune

Para ahondar sobre ello, la nutricionista del Hospital de Litueche, Carolina Calderón, explicó cómo consumir productos alimenticios durante periodo de cuarentena, señalando que “en casos como éste es cuando más debemos apoyar nuestro sistema inmune aportando un adecuado consumo de vitaminas A, C y E, son estas vitaminas las que aumentan la producción de linfocitos y disminuyen el estrés oxidativo. De manera general se aconseja una dieta rica, equilibrada y coloreada, dando especial énfasis al consumo de frutas y verduras con el fin de aumentar la ingesta de antioxidantes y nutrientes, aumentando así nuestras defensas”.

Vitaminas, minerales, antioxidantes

La profesional agrega que “tanto el consumo de vitamina C, minerales como el Zinc y el consumo constante de antioxidantes como los polifenoles y betacarontenos, grasas como los Omega 3 y la fibra, son parte de una alimentación saludable y es lo que se recomienda en estas instancias”.

Consumos de Sardina, Salmón y Jurel

En relación al consumo de azucares, es importante eliminar su ingesta, junto con ello las grasas saturadas y alimentos ultra procesados. El consumo de ácidos grasos como el Omega 3 son importantes, tanto para fortalecer el sistema inmune, como para cuidar la salud cardiovascular, visual y cerebral. También para cuidar las defensas aumentando su consumo, por un lado, la ingesta de frutos secos (especialmente nueces y almendras) y, por otro, la ingesta de pescado azul como Sardina, Salmón y Jurel.

Probióticos

El consumo de probióticos, es otro tipo de alimentos que son igualmente buenos aliados del sistema inmunitario pues tanto los yogures, por ejemplo, como el Kéfir, son alimentos fermentados que aportan bacterias buenas a nuestro organismo, y que deben estar en la despensa de los hogares, puntualiza la profesional.

Finalmente, la nutricionista hace un llamado a consumir alimentos ricos en hierro, cobre, selenio y zinc, los cuales tienen un impacto directo en la proliferación de diferentes tipos de anticuerpos y, conjuntamente con las vitaminas liposolubles e hidrosolubles, potencian un adecuado desarrollo y mantenimiento del sistema inmune.